Miércoles, 03 Julio 2019 17:31

Informe Especial del Volcán Sangay N° 4 – 2019

Valora este artículo
(2 votos)

Actualización de la actividad eruptiva

Resumen

El volcán Sangay, provincia Morona Santiago, continúa su nueva fase eruptiva iniciada el 7 de mayo hasta la emisión de este informe (57 días). Se destaca la actividad desde dos centros eruptivos, el cráter Central y el domo Ñuñurcu (suroriental). El cráter Central tiene actividad explosiva produciendo pequeñas nubes de ceniza de menos de 2 km sobre el cráter dirigidas hacia el occidente y suroccidente, y arrojando bloques y depositando material piroclástico en los flancos. El domo Ñuñurcu presenta actividad efusiva asociada con una emisión de flujos de lava que subsecuentemente se depositan a lo largo del flanco suroriental. Ocurren también colapsos del frente de estos flujos durante su avance, provocando la caída de bloques y pequeños flujos piroclásticos (avalanchas calientes de gas, ceniza y bloques).

Hasta el momento, no hay reportes de caída de ceniza en las zonas pobladas aledañas, sin embargo, se ha recibido reportes de presencia de material piroclástico que ingresa al río Upano, a través de su afluente el río Volcán, que desciende desde el Sangay. Esto ha causado inquietud en la población que se encuentra localizada junto a las riberas del río Upano.

Recomendaciones generales: no acercarse a las zonas de peligro del volcán Sangay (https://www.igepn.edu.ec/sangay-mapa-de-peligros); en caso de estar en zona de caída de ceniza protegerse con mascarilla y limitar su exposición (más información: http://www.ivhhn.org/es/ash-protection); mantenerse informado de la evolución de la actividad eruptiva en la página web del Instituto Geofísico (https://www.igepn.edu.ec/) y en sus redes sociales (https://twitter.com/IGecuador, https://www.facebook.com/IGEPNecuador); seguir las recomendaciones de las autoridades de gestión de riesgos (SNGRE y GADs).


Observaciones Visuales y Actividad Superficial

Las observaciones visuales relacionadas con la actividad eruptiva del volcán Sangay se han manifestado recientemente debido a la presencia de sedimento, aparentemente de origen volcánico en el río Upano. Como se indica en el Informe Especial volcán Sangay N°1 (https://www.igepn.edu.ec/servicios/noticias/1719-informe-especial-volcan-sangay-n-1-2019) el material piroclástico generado durante este período eruptivo ha continuado acumulándose en los flancos del volcán, sin embargo, en los últimos días, se recibieron reportes desde Macas, indicando una fuerte turbiedad en las aguas del río Upano (Fig.1.B). Gracias a las observaciones comunicadas por personal técnico del Parque Nacional Sangay, se reportó que en la zona de convergencia de los ríos Upano y Volcán (Fig.1.A), se podía observar la presencia de sedimentación anormal, posiblemente ceniza o material volcánico procedente del Sangay, y que además se observaba la presencia de vapor en las aguas del río Volcán, posiblemente por la presencia de bloques calientes originados en el volcán. (Figura 1.C).

Informe Especial Sangay N. 4 - 2019

Figura 1. A. Mapa donde se observa la localización geográfica del volcán Sangay respecto a los ríos Volcán y Upano (Base Google Earth). B y C. Punto de confluencia entre los ríos Volcán y Upano (margen izquierda), donde se puede notar la presencia de agua turbia debido a la presencia de material piroclástico en el río. Fotografías: Cortesía Ministerio del Ambiente (MAE) de Morona Santiago.


Como se indica en el informe especial N° 3 (https://www.igepn.edu.ec/servicios/noticias/1733-informe-especial-del-volcan-sangay-n-3-2019), los dos centros eruptivos, el cráter Central y el domo Ñuñurco, continúan presentando cada uno un diferente comportamiento y actividad simultánea; por lo que el material piroclástico depositado en los flancos podría estar siendo movilizado por las lluvias locales hacia los drenajes superiores del río Volcán y continuando aguas abajo del mismo.

La actividad superficial del volcán Sangay es evaluada en base al análisis de imágenes satelitales, imágenes proporcionadas por el ECU911 de Macas y MAE de Morona Santiago, a más de secuencias de imágenes térmicas y digitales obtenidas durante el último sobrevuelo realizado por el personal del IG-EPN el 17 de mayo.

Informe Especial Sangay N. 4 - 2019

Figura 2. Vista de los flancos oriental y suroriental del volcán Sangay, durante el sobrevuelo de vigilancia volcánica del 17 de mayo de 2019. Fotografía: M Almeida, IG-EPN. La zona punteada negra, corresponde al área de principal deposición de material piroclástico alrededor del Domo Ñuñurco; y la zona punteada blanca corresponde al sector del río Volcán.


1. Cráter central:

Su actividad se caracteriza por explosiones esporádicas que arrojan proyectiles balísticos (rocas incandescentes con trayectorias parabólicas) a velocidades de más de 400 km/h (https://www.facebook.com/volcanesdelecuador/videos/280465369372548/). Estos proyectiles caen sobre el los flancos del cono y en el flanco suroriental ruedan hasta ~3 km (Fig. 2). Las columnas de ceniza asociadas a estas explosiones, alcanzan alturas variables entre 500 y 1100 m sobre el cráter (promedio 660 m snc), y su dispersión por el viento es principalmente hacia el occidente y suroccidente (Fig. 3).

Durante el actual período eruptivo, en las emisiones de gases volcánicos, detectadas a través de los satélites Aura, Suomi y Sentinel 5P (éste último con su instrumento TROPOMI), se han calculado masas de SO2 durante varios minutos (tiempo de adquisición del satélite). Para estas emisiones se han estimado masas de entre 193 y 310 toneladas de SO2, durante ventanas de entre 4 a 105 minutos (durante los meses de Mayo y Junio).

Informe Especial Sangay N. 4 - 2019

Figura 3. Alturas (arriba) y dirección preferencial (abajo) de las columnas de ceniza emitidas por el volcán Sangay, entre el 1 y de de julio. (Fuente de datos: VAAC-Washington; Procesamiento de datos: IG-EPN).


2. Domos Ñuñurcu:

El domo Ñuñurcu se encuentra a ~190 m al sur-suroriente del cráter central (Fig. 2). Su actividad está caracterizada principalmente por la emisión de flujos de lava, los cuales han presentado tasas de emisión de entre 0,52 a 4,5 m3/s (error estimado del ~40%). El colapso de los frentes de dichos flujos, han generado también, pequeños flujos piroclásticos secuendarios y numerosas caídas de bloques, llegando hasta la cota de 3888 m snm, aproximadamente.

Mediante el análisis efectuado en imágenes disponibles del satélite Sentinel 2, se han estimado la generación de al menos tres flujos de lava en lo que va de este período eruptivo, estimándose medidas de avance del flujo, tasas de emisión, áreas, potenciales volúmenes y distribución geográfica, como se detalla en la Fig. 4., usando las imágenes del satélite Sentinel obtenidas los días 17, 22 y 27 de mayo, y los días 16 y 26 de junio de 2019.

Informe Especial Sangay N. 4 - 2019

Figura 4. Imágenes Sentinel-2 (bandas RGB - B12; B11; B4) y mapas a escala 1: 50 000 del volcán Sangay con interpretación sobre fondo de modelo numérico de terreno de 30 m (WGS84; Zona 17S) (Elaborado por: B. Bernard).



Interpretación

Según el análisis presentado, el volcán mantiene su actividad de tipo explosiva en el cráter Central, y efusiva en el domo Ñuñurcu. Esta actividad ha sido típica de las fases eruptivas del Sangay en los últimos años. Las columnas de ceniza han alcanzado alturas máximas de 1.1 km sobre la cumbre del volcán, sin que se hayan reportado caídas de ceniza en poblaciones cercanas. Los principales peligros volcánicos asociados a esta actividad son los proyectiles balísticos y los colapsos del frente del flujo de lava que pueden alcanzar distancias de varios kilómetros.

Al momento, se mantiene este comportamiento del volcán, sin embargo, es importante indicar que eventualmente material volcánico proveniente de esta actividad estaría alcanzando los tributarios superiores del río Volcán y por efecto de las importantes precipitaciones de los últimos días este material está siendo movilizado aguas abajo, siendo incorporado al río Upano, lo cual explicaría la presencia de sedimento volcánico en el mismo, tal como se ha reportada en días anteriores.

Finalmente, no se puede hacer un pronóstico más completo por falta de datos geofísicos y no se puede descartar un aumento de la actividad en el futuro.

 

FN, BB, AP, DA, PR
Instituto Geofísico
Escuela Politécnica Nacional